14 Dec

ECPAT recibe Premio Nobel de la Paz de la mano de ICAN

FB_IMG_1512998411860Nuestra directora, Dra. María Eugenia Villarreal, viajó recientemente a Oslo, Noruega, para unirse al equipo internacional de ICAN (Campaña internacional para la abolición de las armas nucleares -por sus siglas en inglés-), en orden de recibir el Premio Nobel de la Paz 2017.  

ECPAT es una organización socia perteneciente a ICAN, la actual acreedora del máximo reconocimiento al trabajo en favor de la fraternidad de las naciones y apoyo a los procesos de paz.  Este galardón fue anunciado el pasado mes de octubre en reconocimiento al impulso de ICAN por lograr el Tratado de prohibición de armas nucleares,  el cual fue adoptado por más de 122 naciones el pasado 7 de julio.

El evento de premiación se realizó el día Internacional para los Derechos Humanos -10 de diciembre-. Unos minutos antes de la entrega del premio, la presidenta del Comité Nobel Noruego, Berit Reiss-Andersen, comentó que incluso amenazar con el uso de ese tipo de arma es “inaceptable” y reconoció a la ICAN por su trabajo para darle “una nueva dirección y vigor” por un mundo sin armas nucleares.

Al recibir el galardón, ICAN hizo un llamado a las potencias atómicas a unirse a un tratado de prohibición de este tipo de armas con el fin de que dejen de ser una amenaza para la humanidad: “Representamos la única elección racional, representamos a los que rehúsan aceptar las armas nucleares(…). La nuestra es la única realidad posible, la alternativa es impensable”, dijo la directora ejecutiva de ICAN, Beatrice Fihn.

IMG-20171212-WA0005Fihn dijo que no existe un efecto disuasorio de las armas nucleares y alertó que lo que realmente hacen estos artefactos es crear miedo, algo que a su vez atrae cada vez a más países a participar en la carrera nuclear.

En ECPAT Guatemala, se enorgullece de ser una organización socia de ICAN y pertenecer desde el 2015 a su Junta Directiva, a través de nuestra directora Dra. María Eugenia Viallarreal.

También, reconocemos el creativo, decidido e incansable trabajo realizado por ICAN para sensibilizar y crear conciencia sobre las consecuencias humanitarias del uso de armas nucleares y por impulsar y realizar actividades de incidencia para la negociación y adopción del Tratado de Prohibición de las Armas Nucleares, el cual es una declaración poderosa y elocuente, basada en la comprensión de las catastróficas consecuencias humanitarias de las explosiones nucleares.